Mueren siete en hechos violentos durante el día de ayer
Staff
El Diario | 06-12-2011 | 01:27
Imprimir Nota
Enviar Nota
 
Ayer dieron muerte a siete personas en el transcurso del día en distintos puntos de la ciudad; la cifra cerró con el homicidio de un hombre en la colonia Las Flores, al cual sus asesinos victimaron en la puerta de su casa, reportaron las autoridades.

Este crimen se registró poco antes de las 7 de la tarde en la calle Violetas número 614, casi esquina con Gardenias, muy cerca del puente internacional Zaragoza.

Testigos reportan que no lograron ver quienes fueron los verdugos de su vecino, pues a esa hora todos estaban dentro de su casa, pues nevaba y el frío arreciaba.

“No escuchamos nada de disparos, de pronto sólo escuchamos gritos y al salir vimos al señor tirado en la puerta”, relató una mujer.

La víctima, cuyo nombre no fue revelado, tenía unos 33 años, era de complexión robusta, tez morena y vestía una sudadera negra.

Trascendió que el hombre recibió a bocajarro al menos unos cinco disparos que le quitaron la vida de inmediato.

Un par de horas antes, el guiador de un vehículo Thunderbird fue asesinado a tiros en la colonia Barrio Azul, ubicada también por el rumbo de Zaragoza.

El ataque ocurrió en las calles Fernando Montes de Oca y Luís Escobar, donde quedó el fallecido adentro del vehículo.

Datos preliminares señalan que los pistoleros lo sorprendieron cuando aparentemente esperaba a alguien en ese punto, pues vecinos dijeron que el hombre no vivía por ese sector.

Por la mañana, los restos de una persona fueron encontrados dentro de un tambo de basura en el cruce de las calles Iztacciuatl y Xólotl de la colonia Del Real.

Además, quien se llamaba Isaías Humberto Quintana Esparza, de 21 años, perdió la vida tras ser perseguido por un comando armado en la colonia Galeana, hasta darle alcance en el cruce de las rúas Zihuatanejo y Ayutla, donde le realizaron cuando menos dos disparos con un arma corta.

En otros hechos registrados al mediodía en la colonia Revolución Mexicana, Julio César Ocón Meza, de 32 años y José Andalesio González Herrera, de 36, murieron tras ser acribillados en la calle General Manuel Marín esquina con Julio Acosta cuando pretendían protegerse contra el frío al encender una fogata .

Asimismo casi a la misma hora, una mujer fue victimada de dos balazos en la cabeza y su cuerpo localizado en un predio baldío de la avenida Manuel Talamás Camandari y Miguel de la Madrid, cerca del fraccionamiento Las Haciendas.